La Policia y la Guardia Civil ponen en duda la “calidad humana” de todos los refugiados

“La amenaza está ahí y no sabemos si todos los que vienen tienen la calidad humana que nos gustaría”, afirma el general de la Guardia Civil.

La llegada masiva de los que huyen de la difícil situación de sus países ha abierto Europa a la solidaridad. Pero ante las incesantes oleadas de inmigrantes, los cuerpos de seguridad del Estado han mostrado su preocupación: “Estamos muy preocupados porque en esta oleada de inmigrantes que está viniendo hacia Europa a nosotros nos llega a través de África”, ha afirmado Pablo Salas, general de la Guardia Civil.

Si sorprendían las declaraciones de miembros de otras instituciones sobre las intenciones de los refugiados, ahora es el turno de los portavoces de la seguridad del Estado. Es un motivo de preocupación que reconocen ambos cuerpos de seguridad, pero no solo es un motivo español, para ellos “Europa tiene un verdadero momento crítico a la hora de responder ante esta situación porque es un problema humanitario”.

La solución que proponen los dos es “combinarlo (el problema de inmigración) con la prevención y la preparación“. Ven necesarios más controles por la difícil situación humanitaria que está viviendo Europa. Controles más exhaustivos, que requieren más tiempo, pero que logren la eficacia que necesita la delicadeza del asunto.  

Su inquietud viene porque según ellos no tienen los medios necesarios para controlar como es debido la entrada de tantas personas en tan poco tiempo. En esta línea, comentan que no están teniendo el tiempo necesario para realizar “verdaderos chequeos”, chequeos imprescindibles para ellos ya que no pueden saber ni controlar la realidad de todos los acogidos.

Estas declaraciones pueden parecer duras, pero reflejan una realidad de incertidumbre porque, tanto para el comisario de la Policia Nacional como para el general de la Guardia Civil, “la amenaza está ahí y no sabemos si todos tienen la calidad humana que nos gustaría”. Esta declaración ha sido la respuesta del general a la duda de si entre los refugiados se pudiera estar infiltrando algún terrorista de Estado Islámico. 

http://okdiario.com/espana/policia-guardia-civil-ponen-duda-calidad-humana-de-todos-refugiados-12795

La Policía multa a la Guardia Civil mientras investiga el 3%

La Policía Local ha multado a dos vehículos de la Guardia Civil mientras recopilaban información sobre las presuntas comisiones en el Ayuntamiento de Olot.

 

La Policía Local ha multado a los dos vehículos con los que la Guardia Civil, junto a funcionarios de los juzgados de Olot, se ha personado en el Ayuntamiento de Olot para recabar documentación sobre el presunto cobro de comisiones del 3 por ciento por la contratación de servicios.

Los dos automóviles son un todoterreno con todas las identificaciones oficiales y un turismo camuflado, estacionados ambos a las puertas del consistorio.

Cada una de las multas asciende a 80 euros por ocupar un espacio público sin autorización y han sido impuestas por el jefe de la Policía Local de Olot, Ignasi López.

Fuentes de este cuerpo de seguridad han explicado que esta actuación responde a las peticiones al respecto de diversos ciudadanos, molestos con la presencia de los dos vehículos en una zona céntrica donde está prohibido estacionar.

La presencia de los agentes en el Ayuntamiento de Olot responde al requerimiento del expediente del contrato de recogida de basuras firmado en 2011 y que se adjudicó a la Unión Temporal de Empresas formada por Igfa y Urbaser.

 

http://www.gaceta.es/noticias/guarcia-civil-multada-investiga-3-21102015-1946

Tensión al impedir el paso a policías y guardias civiles

Los responsables de es Pinaret no permitieron la entrada a los agentes que llegaron en primer término por ir armados

Cuando los responsables de es Pinaret alertaron al 112 de que se había declarado un incendio, el servicio de emergencias informó de inmediato a la Policía Local de Marratxí y a la Guardia Civil. Los agentes municipales activaron un ‘código rojo’, el máximo nivel de urgencia, y seis patrullas acudieron enseguida al lugar.

Los policías, sin embargo, no pudieron acceder al recinto. Los vigilantes de seguridad –empleados de una empresa privada– y los responsables del centro no les permitieron la entrada por ir armados, alegando que se trataba de un centro de internamiento y basándose en la Ley General Penitenciaria. Los agentes de la Guardia Civil que llegaron instantes después, cuando todavía no había en el lugar bomberos ni sanitarios, obtuvieron la misma respuesta, lo que provocó cierta tensión a las puertas de es Pinaret.

Fuentes de la Policía Local de Marratxí señalaron que en esos momentos “había vidas en peligro” y anunciaron que elaborarán un informe sobre lo ocurrido y lo remitirán al juzgado a fin de que se establezca un protocolo para establecer cómo debe actuarse en este tipo de situaciones. Mariano Izquierdo, regidor de Policía Local de Marratxí, explicó por su parte que recabará más información sobre el incidente en las próximas horas. “Los agentes solo han podido colaborar desde el exterior”, precisó.

Por otra parte, los agentes de la Guardia Civil encargados de investigar el incendio descubrieron que el detector de humos instalado en la zona siniestrada no había funcionado debidamente, por lo que el fuego no fue descubierto de inmediato.

La muerte del interno ha provocado una gran preocupación en la conselleria de Asuntos Sociales, que tiene previsto analizar en los próximos días la situación exacta del centro de menores de es Pinaret.

 

 

 

 

 

http://www.diariodemallorca.es/sucesos/2015/10/15/tension-impedir-paso-policias-guardias/1062892.html